Hay dos tipos de BRT: La terapia endògena, que usa las señales propias del organismo; y la terapia exògena, que utiliza reguladores ambientales.

Terapia EndòGena:
Como se dijo antes, el ADN y las membranas celulares producen y reciben comunicaciones EM dentro de los tejidos, òrganos y subsistemas del organismo.
Estas señales son altamente directoras, eficientes y compleja. La BRT se conecta con el cuerpo mediante electrodos para obtener señales del propio organismo. Asì, la informaciòn endògena se usa en los tratamientos con el fin de mejorar los procesos bioinformòticos internos, asì como la actividad adaptativa del organismo. Durante la fase preparatoria, los paràmetros técnicos principales de la señal endògena y su frecuencia, amplitud y fase, son detectadas.
La BRT filtra y elimina las oscilaciones disfuncionales al comparar estas señales con otras partes del cuerpo que sé funcionan adecuadamente. El filtrado es necesario por la selectividad natural disminuida y para reforzar la habilidad del organismo para reconocer señales. Las señales corregidas se envìan de regreso dentro del organismo y abren los aspectos patològicos de la selecciòn natural y la biocomunicaciòn dentro de ese organismo- La BRT endògena es importante para exponer ùnicamente una zona refleja dada a la señal terapéutica. Este es el método terapéutico màs individualizado que se conoce, ya que usa las oscilaciones del propio paciente. Durante la terapia, las reacciones del organismo se monitorean continuamente (vigilando el estado real del paciente), manteniendo asì al tratamiento libre de efectos secundarios.

Terapia ExòGena:
Las señales naturales del entorno es ayudan a los reguladores internos a mantener la periodicidad del metabolismo. Por esa misma razòn, su ausencia puede causar serios desòrdenes patològicos, dependiendo de la disminuciòn de los recursos vitales especìficos por sistema propios del organismo. Las fuentes de señales artificiales producidas por la urbanizaciòn y la tecnologìa reducen la intensidad de las señales ambientales naturales de la biosfera al interferirlas y hacen que el organismo reciba mensajes errados.
Hoy en dìa la aplicaciòn de reguladores externos en terapias ha demostrado ser uno de los métodos de tratamiento màs eficaces, ya que mediante la correcciòn de los reguladores internos puede activar los procesos vitales de un organismo en cuestiòn de segundos. Este tipo de tratamiento incluye técnicas que utilizan las vibraciones fundamentales de la biosfera como señales terapéuticas que afectan al organismo mediante campos electromagnéticos modulados. (estas técnicas incluyen ondas de Schumann, cristales, minerales, diferentes tipos de metales, luz polarizada y sus armònicos).Las terapias complejas con mùtiples resonancias que utilizan todos los reguladores externos de un sistema patolìgico dado han resultado ser el método màs efectivo.

Mientras que la BRT endògena es muy importante por exponer solamente una zona refleja determinada por la ventana biolìgica, la BRT exògena usa terapias preprogramadas a través de las mismas ventanas biolìgicas para tratar el cuerpo entero con éxito. La experiencia ha mostrado que los aparatos que emiten tales señales pueden eliminar incluso bloqueos bioinformìticos persistentes. In ambas clases de BRT, la selectividad natural del organismo determina lo que el paciente puede utilizar de la transmisiòn de señales terapéuticas, asì como el inicio de l cambio de fase de la unidad biocibernética sòlo puede lograrse mediante la resonancia con la ventana biològica.
En evidencia
BIOTECH - VAT: IT05716360960 - REA:MI-1897417 - Milano - Italy
EU Area Manager and Distributor of
Hippocampus-BRT Ltd
copyright©2015-2016 - Legal Note